Un corazón solidario a las puertas de Diputación

 La institución instala, junto a la Fundación Ecoruycan, un contenedor de tapones cuyo reciclaje servirá para recaudar fondos que serán destinados a causas como la de Daniel, un niño de 4 años con parálisis cerebral.

La vicepresidenta segunda y diputada de Bienestar Social, Olvido de la Rosa, ha asistido esta mañana a la instalación, en la entrada de la sede de la Diputación de Granada, de un contenedor de recogida de tapones que se reciclarán con el objetivo de recaudar fondos para diversas causas de carácter social y humanitario.

A través de la Fundación Ecoruycan, que ha instalado este contenedor con forma de corazón con la colaboración de la institución provincial, la recogida de tapones solidarios servirá para ofrecer ayuda en la asistencia y atención de Daniel, un niño de cuatro años con parálisis cerebral.

“Es un niño con necesidades especiales, capacidades diferentes y posibilidades infinitas”, ha explicado su abuela, Pilar Ordoñez, que ha asistido a esta instalación junto al niño y sus padres. También ha destacado que Daniel necesita mucha atención y que, con esos tapones, se ayuda a sufragar los gastos importantísimos que tienen estas familias, como la adaptación del hogar o del vehículo.

La diputada, por su parte, se ha mostrado feliz por la puesta en marcha de esta iniciativa, que, espera, pueda extenderse a todos los municipios de la provincia para ayudar a niños de Granada que se encuentran en situaciones difíciles que implican una serie de gastos que son difíciles de asumir.

Por último, el presidente de la fundación, José Andrés Ruiz, ha agradecido el apoyo de la Diputación y ha hecho un llamamiento al conjunto de la sociedad para que se acerque a los corazones solidarios y depositen su tapón; y a los municipios para que se sumen a esta iniciativa.